• HECHOS

Lucas Germán Valiente: “La sociedad nos necesita al lado del vecino, nos necesita a todos”

Actualizado: ene 2


En el pasado marzo, durante su discurso ante el Concejo Deliberante, se trazaron los lineamientos de lo que hubiera sido el año que está concluyendo.

Por ello en diálogo con Lucas Germán Valiente, el intendente de Luque, nos enteramos de su balance general de cómo afectó la pandemia.


¿Qué se logró hacer?

Este fue un año realmente diferente y distinto a todos los que vivimos. En la planificación nunca estuvo llevar adelante una pandemia, aunque claramente fue el punto que nos marcó a todos en la región, y en Luque.

Este pueblo, Luque, es una sociedad progresista que siempre quiere más, lo que nos obliga a crecer y a hacer; por eso no nos detuvimos y en plena gestión de pandemia, las obras y acciones continuaron y hemos podido alcanzar algunos objetivos que nos habíamos planteado en esta segunda gestión.

Un ejemplo de ello es la construcción de las 13 viviendas con el Plan Nacional de Vivienda, ya que acá la mayor demanda es el acceso a estas y a la tierra para nuestras familias. Las 13 construcciones van a traer un comienzo de solución, que ayuda junto a las otras 60 que se entregarán este año. Paralelamente, estamos planeando otro anuncio de viviendas y también estamos gestionando el acceso a la tierra, con el objetivo de llegar a tierras que permitan soñar a los vecinos. Ese es el principal objetivo que creemos que tiene Luque.

Hemos inaugurado el nuevo acceso oeste a la localidad, con doble carril, con acceso al barrio industrial, que nos ha ayudado al escurrimiento de las aguas. En este momento estamos trabajando en el embellecimiento del lugar, la iluminación de la zona de rotonda, en la colocación de mástiles y en la parquización. Esto estará inaugurado dentro de un par de meses y nos permitirá terminar con el acceso oeste, que junto con el acceso este y la repavimentación del trazo urbano completa, con la colocación de semáforos; cumplimos con la promesa de gobierno que tuvimos hace cinco años de cambiar el aspecto de este sector de Luque. Otra obra que va a marcar un ícono, es la extensión de la red de gas natural para el barrio Las Margaritas con 314 nuevas conexiones, que no están anunciadas, Hechos es el primer lugar donde lo anunciamos. En este momento nos encontramos comprando los materiales y dentro de poco iniciaremos las obras.

Otro proyecto lanzado este año relacionado con la sustentabilidad, es el programa Luque Verde, que prevé varias acciones, entre ellas la firma de un convenio con la Provincia que nos permitió ingresar en el Plan Forestal Provincial junto con el Ministerio de Ambiente de la provincia, para realizar un trabajo sustentable fitosanitario que requiere control. Firmamos con los 4 vecinos linderos de campo, para generar un nuevo plan de control fitosanitario o de fumigación, reducimos el 70 % de lo que usaban con un nuevo formato de control, con una nueva semilla que ellos usan, cambiando los cultivos. También nos cedieron parte de su terreno para generar la cortina forestal este, y en un plan a mediano y a largo plazo, se planea realizar la del norte para traer sustentabilidad a los vecinos.

En la gestión 2015-2019 pavimentamos 29 cuadras de la localidad, en su mayoría en el barrio San

Ignacio, en la actualidad estamos tratando de llegar a un equilibrio en la economía, en cuanto el contexto socio económico nos lo permita, y avanzaremos con un plan, iniciando por la calle Santa Fe, que ahora con la nueva obra de la zona oeste, ésta calle pavimentada que es un corredor principal, traerá un ordenamiento urbano. En cuanto a más obras de planificación, estamos constantemente enfocándonos en un mayor ordenamiento urbano, parqueamiento, apertura de calles, la ampliación sigue en un formato ordenado y coordinado con las fuerzas de la ciudad; ese crecimiento es importante, y debe trascender a las siguientes gestiones.

Es un Luque camino a ser ciudad, seguramente alcanzaremos los 10.000 habitantes en próximos censos, por eso hay que pensar en un Luque ciudad con mayor educación, salud y una calidad de vida que no debe perderse.


¿Cómo evalúas este año 2020 en lo que respecta al tránsito de la pandemia?

La pandemia nos sorprendió a todos, pero desde el primer día trabajamos y gestionamos con un equipo importante, junto a los componentes de Defensa Civil y a los profesionales de la salud, encabezado por el Doctor Ransiguio. Hubo algunos hitos que nos marcaron, el trabajo previo de planificación mientras transcurrían los meses; el cierre de la localidad con más de 100 voluntarios que trabajaron en distintos puestos durante tres meses, de los cuales estamos enormemente agradecidos ya que cuando había que cuidar a nuestros vecinos, cuando había que cerrar la localidad hubo muchos voluntarios que se acercaron, desde la institución y desde la sociedad. Otro hecho que nos marcó fue la forma de coordinación de trabajo con las distintas instituciones y con la clínica local, el equipo Covid que trabajó incansablemente.

El primer caso fue en julio, y sabiendo por el contexto del trabajo industrial de Luque, distintos vecinos de toda la región arribaban a trabajar y aumentaban la posibilidad de contagio. Hemos trabajado y coordinado con el COE y con las industrias, pero los casos llegaron y tomamos decisiones, a veces antipáticas pero que era lo que se requería para la sociedad, y acompañamos a aquellos a los que les tocó trabajar desde la parte social. Se creó la mesa de sociales, compuesta por los partidos políticos y las iglesias, en la cual donamos parte de los sueldos, incluido el del intendente, y en los primeros meses se administró con los actores sociales y fuimos pagando distintas necesidades como bolsones, acciones médicas y remedios, que mostró un perfil de Luque solidario que ayudó en un momento crítico de la sociedad.

Siempre tuvimos casos activos por la cantidad de habitantes, pero la gestión se encargó de acompañar en el proceso para que sea lo más tranquilo posible. Fuimos una de las primeras localidades, si no es que la primera en donar plasma, incluso al día de hoy, hay vecinos que planean donarlo. Nos pone contentos que los vecinos que hayan transitado el coronavirus piensen en los otros y donen plasma.

De acá a lo que viene, se acercan las aperturas, el trabajo gestionado con los demás intendentes para ir realizando el proceso hacia esta nueva normalidad, que va a dejar cosas positivas, las cuales van a permitir una apertura ordenada y coordinada de todas las actividades que aún faltan. Esta pandemia como mensaje positivo y alentador: toda crisis deja una oportunidad, y esta es la oportunidad que tenemos como sociedad de Luque y como sociedad argentina, de dejar un mensaje diferente. El trabajo tiene que ser coordinado, nadie se salva solo y la sociedad nos necesita al lado del vecino, nos necesita a todos. El ponerse en el lugar del otro, ese es el gran mensaje, ponerse en el lugar del mundo del que vivimos, de esta casa común que es el planeta tierra y de cuidarlo, de cuidarnos, de pensar que la salud a veces está por encima de otras decisiones, y también acompañarla como Estado a lo que es la salud en todos sus ámbitos. Esos son los mensajes de la pandemia.


¿Qué opinión tiene sobre el comportamiento de los vecinos este año?

El comportamiento en general es positivo, en su mayoría los vecinos han entendido el rol esencial que la sociedad jugaba, que el aislamiento era y sigue siendo la única vacuna hasta que podamos ver el resultado de las que vienen. Entienden que el cuidado sigue siendo la herramienta que tenemos todos, y ellos trataron de acompañar ese proceso, salvo algunas excepciones. Definitivamente sentimos su acompañamiento en los momentos más decisivos o en los momentos de apertura que se comenzaron a realizar. El vecino como sociedad nos ha tocado ir mutando en este correr de la pandemia, e ir comprendiendo algunas decisiones que en su momento no se entendían pero que luego tomaban sentido, esa es la sensación como estado y yo como

Lucas Valiente, vecino de esta sociedad, costó y no fue fácil poder adecuarnos, estar lejos de nuestros seres queridos, o estar lejos de esta relación que el argentino y cordobés tiene de socializarse, de dar cariño y afecto a todos nos ha costado y a mí también.


¿Qué opina de la gestión de la pandemia a nivel nacional?

En el inicio todos estuvimos de acuerdo como sociedad de que el paso que había que dar era cuidarnos, porque ya veíamos como el sistema de salud colapsaba en Europa, y si eso llegaba a pasar acá, el golpe iba a ser muy duro. Todos comprendimos esa decisión, y con el correr del tiempo fuimos teniendo diferentes matices o miradas de sí teníamos que abrir o cerrar, pero en general se ha podido gestionar de buena manera y acompañar esas decisiones. Quizá avanzados los primeros meses y observando el panorama, podríamos haber tenido apertura por regiones o por provincias, en donde hubiese fluido la vida normal hasta tanto llegaran los casos, pero claro que todos hoy podemos saber cuál es la realidad.


¿Cómo vio y ve la actuación del Gobierno Provincial? ¿Podría señalar un gran acierto y marcar algún error o falencia?

Nosotros sentimos la cercanía y el acompañamiento en todo el momento de las autoridades provinciales, y del COE Central. Cada vez que preguntamos obtuvimos respuestas. Las decisiones fueron tomadas por ello hasta las aperturas, y hasta que se diera la posibilidad de una autonomía.

Siempre aceptamos y compartimos las decisiones, cuando hubo discrepancias pudimos hablarlas y acomodarlas para que en nuestra sociedad se pudiera trabajar, o se aplicaran de acuerdo a lo que nosotros veíamos en Luque. También se pudieron llevar adelante algunas actuaciones puntuales, pero siempre obtuvimos una respuesta y nuestra opinión siempre fue escuchada, por eso pudimos llevarla en el contexto en el cual gestionar en una pandemia, como decíamos en el principio, era todo un aprendizaje que consistía en ir tomando decisiones de cara a que los contagios se frenaran, siempre pensando en el cuidado de nuestras personas y en que la economía no se cayera.


¿Cómo califica su relación con los demás poderes del gobierno local? Honorable Concejo Deliberante y Tribunal de Cuentas.

Buena. El diálogo siempre existió con voluntad de estar trabajando de cara a los vecinos, y nos ha llevado a estar en un trabajo constante y permanente. Por supuesto, como en todos lados, puede haber discrepancias y las tuvimos, pero las hemos planteado a través del diálogo y siempre tratamos de llegar a una conclusión, y lo vamos a seguir haciendo de cara a gestionar una sociedad en la cual tenemos interactuar y colocar al vecino de Luque como una prioridad, que es lo que nos caracteriza.


El peor momento del año:

El inicio de la pandemia, el primer caso y el anuncio a los vecinos de Luque marcaron un hito. El conocer y saber del primer fallecido, ese dolor, el decir “aquello que estaba tan lejos es verdad” y sí, el Covid nos ha llevado a un vecino de Luque. Personalmente a mi tío le ha tocado la mala suerte, y sentí muy en carne propia ese dolor. El gestionar, hasta el último adiós, en un cementerio en un lugar apartado también nos marca a todos, pero son cosas que debemos aprender.


El mejor recuerdo o algo para destacar:

La gestión no paró. Fueron muchas horas de trabajo, no hubo sábados ni domingos durante todo el año. Estoy agradecido a todo un equipo porque no es una gestión sola, somos toda una sociedad entera con sus fuerzas vivas, con sus instituciones y con sus equipos, todos trabajando de cara a seguir gestionando un Luque para todos.


¿Qué recomendación les hacés a los vecinos de Luque hoy acerca de esta situación de cierta calma con vistas al inicio del nuevo año?

Esto todavía no terminó, la vacuna todavía no fue colocada y tampoco conocemos los tiempos en los cuales se va a generar la posibilidad de tener allí la inmunidad que tanto soñamos, por lo tanto, claramente la recomendación sigue siendo “cuídense”.

Luego de haber aprendido, cada uno sabe lo que tiene y lo que no tiene que hacer, por lo tanto hay que tomar esas precauciones como la sociedad responsable que Luque siempre fue, una sociedad que se ha marcado por su aceptación a las normas.

Este 2021 nos tiene que encontrar unidos, trabajando y pensando en la salida de esta pandemia de la mejor manera posible, habiendo aprendido todo lo que nos ha dejado y por supuesto, también poniéndonos a nosotros, al estado y al intendente, como un amigo más al que hoy le toca ser intendente, pero que mañana será un vecino más de Luque. Este intendente está a disposición de las críticas constructivas cuando las hay, porque nos ayuda a crecer y porque de eso se trata, seguir llevando adelante todo lo que queremos hacer para nuestros vecinos.


¿A nivel personal qué esperas para el 2021?

Espero que nos encuentre unidos como familia, pero también como sociedad que nos encuentre cerca de la gente. Amalgamando una sociedad de todos y para todos, más allá de la manera de pensar, porque eso no importa, y por supuesto con la posibilidad de soñar y seguir creciendo de un Luque progresista como lo es, y fuerte de cara a lo que prontamente es una futura ciudad. Una sociedad organizada y ordenada como siempre lo hemos soñado, y en cuanto a lo personal, el crecimiento como personas, que esto nos haya dejado enseñanzas que podemos volcar en nuestra vida diaria.


Un mensaje final para los vecinos de Luque y de la región con motivo de la finalización de este año 2020.

El mensaje es el que venimos charlando con los demás intendentes: el aprendizaje que nos tiene que haber dejado esta pandemia, el crecimiento personal y como sociedad, el saber que cuando las crisis llegan, aparecen grandes oportunidades que tiene que ser la cercanía, la unidad, la mirada y objetivo. El poder desarrollar sectores como la salud, como el aspecto social y por supuesto, no parar de crecer y soñar con un Luque más grande, unido para todos y que esté contenido.

También decirle a la región entera, que en Luque hay gente que quiere acompañar el crecimiento de toda una sociedad y de toda la región.


Mirá la entrevista completa en el canal de Youtube de Hechos Media:


Fuente: Hechos Media (Edición Diciembre, Anuario 2020)

18 vistas0 comentarios
hweb23.png