• Revista HECHOS

Llaman a reducir inequidades y disminuir la fragmentación del sistema para garantizar el derecho a l


Expertos, legisladores y académicos llamaron hoy a disminuir las inequidades entre provincias, a considerar la sanidad como un servicio y reducir la fragmentación del sistema para garantizar el derecho a la salud en el país, durante las jornadas sobre Salud y Derechos Humanos en la Argentina del 2017, organizadas por la Universidad ISalud y el Sistema de Naciones Unidas, con el apoyo de la Organización Panamericana de la Salud/Organización Mundial de la Salud (OPS/OMS).

"Si queremos tener derechos universales, lo primero que tenemos que garantizar es que los chicos que nacen en una provincia tengan las mismas posibilidades que los que nacen en Capital", aseguró el rector de ISalud, Ruben Torres, quien explicó además que para eso es necesario un trabajo de varios sectores ya que el nivel de educación, según ejemplificó, tiene relación con la mortalidad materna y mortalidad infantil.

Torres sostuvo que entre 2005 y 2012 disminuyó el gasto de bolsillo de la población en la salud, pero no varió según los diferentes niveles de ingresos, por lo que "los pobres siguen estando afectados" por estos desembolsos.

"La inequidad en el acceso a los bienes públicos caracteriza a Argentina. El desafío es que las personas no crean condicionada su vida por las condiciones de nacimiento. Por eso, la buena política social requiere de mucha cercanía", subrayó el diputado del PRO Eduardo Amadeo, quien además integra la Comisión de Salud de la Cámara.

El legislador -quien repasó algunas medidas del Gobierno como la ampliación de la Asignación Universal por Hijo (AUH)- lamentó la "epidemia de embarazos adolescentes" existente y las dificultades que afrontan los jóvenes "para la construcción de la cultura del trabajo y la familia".

El encuentro fue impulsado con el fin de generar un diálogo entre actores de la sociedad civil y la academia que trabajen sobre Salud y Derechos Humanos, a fin de analizar la relación entre la Agenda 2030 y los DDHH, en particular el derecho a la salud, acceso y cobertura universal de la salud en Argentina, analizar la implementación de las recomendaciones de la ONU y los principales desafíos pendientes.

La reunión estuvo enmarcada en el proceso que se lleva adelante Argentina para el Examen Periódico Universal (EPU), el mecanismo de derechos humanos establecido por la Asamblea General de Naciones Unidas a través del cual se examina, cada cuatro años y medio, el cumplimiento de los compromisos en derechos humanos (DDHH) de cada uno de los 193 Estados Miembros de las Naciones Unidas.

"En Derechos Humanos y salud, es importante hablar de los Objetivos de Desarrollo Sostenible. Los ODS han sido concebidos para avanzar en el pleno goce de los derechos humanos. Y no estamos hablando sólo de medio ambiente; es la conjunción de lo económico, lo social y lo ambiental. Es necesaria una articulación virtuosa entre estas tres dimensiones", afirmó el coordinador residente de Naciones Unidas en Argentina, Mauricio Valdés.

Por su parte, la representante de la OPS/OMS en Argentina, Maureen Birmingham, repasó la manera en que la OMS y varios instrumentos internacionales introdujeron desde sus inicios el derecho a la salud. "Desde la Declaración de Alma Ata de 1978 –que sentó las bases de la Atención Primaria de la Salud- estamos intentando materializar este desarrollo", sostuvo.

Birmingham también recordó los ejes de la estrategia de Acceso y Cobertura Universal de Salud, que aprobó la OPS en 2014, y consideró que "los grandes desafíos consisten en no tener un sistema de enfermedades, sino de prevención, con acceso efectivo a servicios integrales". Destacó además el papel clave de la regulación, aspecto que ha sido clave para lograr resultados en este sector, como es el caso del tabaco y como es necesario realizar en el caso de los alimentos no saludables, postuló.

Julio Bello, de la Asociación Argentina de Salud Pública, consideró que a lo largo de los años "hubo un desplazamiento del derecho a la salud a una lógica más de mercado", pero insistió en que la salud "es un servicio y no un bien de consumo".

Por su parte, la asesora técnica en Derechos Humanos de Naciones Unidas, Valeria Guerra, explicó cómo es el proceso para el Examen Periódico Universal. Entre los expositores de las jornadas también se encuentran el ex ministro de Salud Ginés González García; el ex viceministro de Desarrollo Social Daniel Arroyo; y la directora del Observatorio de Salud Sexual y Reproductiva (OSSyR), Silvina Ramos, entre otros académicos y miembros de organizaciones de la sociedad civil.

El Estado argentino ha sido examinado en dos oportunidades por el EPU, en el 2008 y en el 2012, debiendo pasar por el tercer ciclo en octubre de 2017. El propósito es entonces impulsar a que diversos actores se involucren en el proceso del Examen Periódico Universal a través de sus aportes y análisis sobre Derechos Humanos y salud.


12 vistas